CALDERAS CONTINENTAL cuenta con un Sistema para la Gestión de la Calidad estandarizado desde el año 2004, donde los procedimientos de control fueron implementados para lograr la más alta calidad del producto, permitiendo aún adaptarse a las necesidades específicas de cada cliente. Esta política se lleva a cabo en la práctica y permite presentar a cada producto fabricado con su Manual de Calidad.

De igual manera las calderas marca Continental, los recipientes a presión y accesorios han sido fabricados de conformidad con el código ASME.

CALDERAS CONTINENTAL LTDA. , garantiza que la totalidad de los equipos suministrados son de primera mano y se encuentran fabricados con elementos y materiales adecuados al uso al cual se les destina; además garantiza que los equipos funcionarán adecuadamente de acuerdo con especificaciones particulares de cada uno de ellos.

La garantía sobre los productos y servicios que Calderas Continental ofrece, se determina a partir de cualquier falla o defecto imputable a materiales inadecuados, defectos causados por fallas en la mano de obra empleada en su fabricación o deficiencia en su funcionamiento.

  • Nuestro-Proceso-1
  • Nuestro-Proceso-2
  • La primera etapa en la fabricación de las calderas es el trazado sobre planchas planas de acero al carbono de las partes que conforman la caldera y el corte de las mismas por medio de oxi-corte o plasma. El vaso de presión se elabora con láminas fabricadas y certificadas según las normas ASTM 285 Gr. C y ASTM 515 Gr. 70 o ASTM 516 Gr.70, en espesores adecuados a las presiones de trabajo. Las partes para la caldera tales como puertas, caja de ventilador, retorno de gases, salidas de humo se elaboran en lámina A36 y ASTM 283 grado C.
  • Las láminas que conforman el cilindro exterior del vaso de presión y la cámara de combustión se curvan a tamaño en una roladora de rodillos y se sueldan. Las láminas que conforman los placatubos o espejos son perforadas por medio de un taladro radial. El conjunto compuesto por el cilindro exterior, la cámara de combustión y los placatubos se ensamblan por medio de soldadura de arco aplicada manualmente. Las soldaduras se inspeccionan visual y radiometricamente de acuerdo a las exigencias del código ASME, sección VIII. Los electrodos empleados para soldar el vaso de presión cumplen con las normas pertinentes para las soldaduras de las clases AWS, 6010, 6013, 7018 y 7024.
  • El vaso de presión, después de haberle colocado y soldado todas las uniones  para conexión de  accesorios,  se coloca en el horno de normalización con el fin de someterlo a un alivio de los esfuerzos térmicos residuales producidos por las soldaduras.
  • Una vez normalizado el vaso de presión, los orificios para instalación de los tubos de humo  se riman a  tamaño exacto y se esmerilan para eliminar rugosidades producidas por los procesos anteriores. Simultáneamente se cortan los tubos a tamaño y se procede a fijarlos a las placas porta tubo mediante expandido y rebordeado. Una vez terminado el vaso de estabilidad mecánica y la calidad de las uniones.
  • Los tubos  de humo  empleados en el vaso de presión son fabricados y certificados según las normas ASTM 178 Gr A. o ASTM A. 192 Las partes que componen los demás elementos constitutivos de la caldera son igualmente conformados mediante operaciones de rolado, oxicorte o corte por plasma, taladrado, cizallado, y se arman por medio de soldaduras por arco eléctrico para producir la puerta delantera, la puerta trasera, la salidas de gases, el quemador, el plato del quemador, el registro de aire, el pleno de aire, la caja de ventilador, la base para caldera, las compuertas intermedias, los soportes para los motores, los soportes para elementos auxiliares y las bisagras. Todas las partes anteriores se ensamblan para conformar la caldera.
  • El ensamble final se hace uniendo las partes por medio de soldadura de arco eléctrico y con elementos de conexión mecánica tales como bisagras y uniones atornilladas. Las partes de la caldera sometida al contacto con gases calientes y no refrigeradas por agua se protegen mediante morteros refractarios vaciados sobre las partes en cuestión. Las superficies calientes exteriores se aíslan térmicamente con morteros aislantes o lana de fibra de vidrio de acuerdo a las temperaturas a que estarán sometidas. Los aislamientos de fibra de vidrio se protegen forrándolos exteriormente en lámina de acero laminada en frío protegida exteriormente contra la corrosión con pintura anticorrosiva y esmalte de acabado. Opcionalmente el forro exterior puede hacerse en lámina de acero inoxidable. Las capas protectoras de pintura anticorrosiva y la pintura de acabado final se depositan con pistola neumática, sobre la superficie expuesta las cuales se someten previamente a un proceso de decapado y a un tratamiento de fosfatizado. La operación de protección exterior se extiende a todas las superficies metálicas exteriores y a las interiores de las puertas delanteras y del pleno de aire.